Le propuse al escritor Andrés Pascual hacerle unas preguntas, con el fin de publicar sus respuestas en el blog.  ¡Y sí! Aceptó mi invitación.

Otro autor de éxito que comparte conmigo su tiempo, su atención y su punto de vista sobre distintos temas.  ¡¡Gracias!! 

(Autora de la foto: Ainhoa Barrio)

Primero os lo presento:

Andrés Pascual Carrillo de Albornoz (Logroño, 1969) es escritor, conferenciante y abogado.

Viajero incansable, ha recorrido medio mundo buscando inspiración para sus novelas y para el desarrollo personal. De sus viajes ha traído baúles de inspiración para sus novelas y también unas preciosas enseñanzas que, como él mismo afirma, le guían en el viaje más importante de todos: el de la vida.

Aficionado también a la fotografía, ha documentado gráficamente sus viajes, compartiendo las mismas en su web y en redes sociales

Es además pianista y compositor de formación clásica, habiendo formado parte de diversas bandas de rock.

Sus obras:

El guardián de la flor de loto 

El compositor de tormentas 

El haiku de las palabras perdidas 

El sol brilla por la noche en Cachemira  

Edén 

El viaje de tu vida

Taj 

El oso, el tigre y el dragón 

A merced de un dios salvaje 

Y aquí está la entrevista:

1.-  Esta primera pregunta se ha convertido en un clásico y es obligatoria en mis entrevistas, ya que me interesa mucho conocer vuestra respuesta y profundizar en vuestras referencias literarias.  Estoy convencida de que siendo escritor, eres primero un gran y apasionado lector.  ¿Qué te gusta leer y cuáles son tus autores preferidos? 

Leo libros muy diferentes según el día, la temporada, si estoy escribiendo o no al mismo tiempo…

Entre mis autores de cabecera están Murakami, Baricco o el gran Stephen King, para mí un maestro por cómo domina la técnica narrativa además de por su creatividad.

Como ves, de lo más variado. Me encantan los textos líricos, pero también disfruto enormemente con las novelas creadas para el puro entretenimiento.

2.-  Tengo la seguridad de que todos los principios son difíciles para cualquier autor.  Por eso, quiero pedirte que nos cuentes con detalle cómo comenzó tu aventura de escribir, cómo fue el proceso de tu primer libro, de tus primeros pasos dando forma a tus palabras. 

Comencé a escribir para dar salida a mi vena creativa, sin intención de dedicarme a ello.

Llevaba varios años trabajando de abogado y necesitaba una vía de escape, limpiar mi cabeza y mi corazón del caos cotidiano en el despacho.

Durante una ruta por el Tíbet que hice hace ya casi veinte años se me ocurrió la trama de «El guardián de la flor de loto» y me lancé a la aventura sin imaginar todo lo que iba a venir después.

3.-  Es un momento complicado para los libros, las librerías y la lectura.  En ese contexto, tú eres un escritor de éxito.  En este sentido ¿puedes contarnos cuándo llegó el momento de poder vivir de esa profesión? ¿Cuál fue la clave que te indicó que podías  vivir publicando? ¿Cómo ha sido tu relación con las editoriales? 

Tras publicar mi primera novela pasé varios años compatibilizando ambos trabajos hasta que en Enero de 2015 colgué la toga definitivamente para consagrarme por completo a escribir y a mis conferencias.

Mi relación con las editoriales siempre ha sido fantástica, he tenido la suerte de tener grandes editores que han hecho crecer mis libros. Me gusta trabajar con ellos desde el principio, compartir mis ideas y atender sus comentarios y sugerencias.

Miryam Galaz, mi editora de A merced de un dios salvaje, es un lujo para cualquier escritor.

4.-  Como sabrás, se comenta con frecuencia que los jóvenes dejan de leer a los 17 años porque prefieren lo inmediato, la tecnología, el móvil. ¿Es posible hacer algo para recuperar su afición? ¿Se puede competir con las series y con lo visual que ellos eligen? ¿Es viable convencerles de la importancia de los libros?

Es importante el núcleo familiar, pero para ello los propios padres tienen que ser conscientes de la grandeza de la lectura.

Otro agente sería el colegio, donde quiero creer que se les inocula el gen en la medida de lo posible.

Pero lo fundamental es crear obras que los seduzcan. Cuando un libro se hace viral entre los jóvenes, incluso entre aquellos que normalmente no leen, siempre es por algo.

5.- Esta es otra pregunta que repito en mis entrevistas, porque me apasiona descubrir vuestros pequeños secretos, vuestra forma de trabajar. Me interesa conocer cómo escribes, si tienes un espacio determinado para hacerlo, un horario fijo, algún ritual. 

Mi forma de escritura es muy rutinaria, nada de noches en vela tecleando sin respirar.

Escribo como si se tratase de otro trabajo, digamos, más convencional, con un horario que respeta las comidas y el sueño. Y trato de hacerlo en cualquier sitio que no sea una mesa. Normalmente en un sofá, ayudado de una legión de cojines para mantener la postura correcta.

6.- También me gustaría saber cómo te inspiras, cómo solucionas un día de poca creatividad, cómo vas formando los personajes, si tienes el final de la historia claro desde el inicio. Y también cómo te documentas para tus obras, cómo preparas la información que servirá de contexto a tus personajes. 

El secreto para sacar adelante un proyecto tan loco como una novela es no dejar de escribir ni un solo día.

Cuando no estoy inspirado para crear bellos párrafos, me documento sobre temas concretos de la trama, que suelo tener diseñada en gráficos pero no completa.

Soy un escritor al cincuenta por ciento de mapa y de brújula.

7.- Me he animado a participar en distintos concursos, no sé si acertadamente, con el fin de encontrar un sitio y comprobar la calidad de mis relatos.   En tu opinión ¿son útiles estos certámenes? ¿Cuál es tu experiencia? ¿Has sido jurado alguna vez?

Creo que toda plataforma que dé la posibilidad a nuevos escritores de mostrar su trabajo es útil. Y nada es fácil, ni suele ocurrir a la primera. Eso te lo digo por experiencia propia.

En esta carrera gana el que no hinca la rodilla.

8.- Supongo que no hay una sola respuesta, ni es fácil definirlo.  Pero ¿qué crees que tiene que tener un buen escritor para serlo?

Como alguien dijo una vez, si puedes vivir sin escribir, no escribas.

Es una tarea dura y a menudo muy desagradecida.

Pero cuando disfrutas con cada párrafo, con cada línea, sin importante ni tan siquiera si alguna vez pondrás el fin, es una maravilla. Lo único que hace falta para escribir es amarlo, como para todo en la vida.

9.- Me interesa también tu opinión respecto a internet y las redes sociales.  A los lectores nos gusta la cercanía que permiten con los escritores y la posibilidad de hacerles llegar nuestras impresiones sobre sus obras.  ¿Crees que facilitan la relación entre autor y lector? ¿Pesa más lo positivo que lo negativo? ¿Es importante gestionarlas directamente o es mejor contar con un profesional?

Ninguno somos iguales, dependerá de las circunstancias de cada uno.

Yo gestiono mis redes personalmente porque disfruto con el contacto con los lectores, aun cuando obviamente lleva bastante trabajo.

Lo importante es ser conscientes de que son una herramienta, y no un fin. No debemos identificarnos con nuestra imagen virtual.

10.- Otra clásica cuestión en mis entrevistas. ¿Crees que existe una literatura para mujeres y que si el autor es hombre o mujer influye en el libro? 

No lo creo.

11.- En su momento leí «Edén», una historia que me atrapó desde el principio y que despertó mi interés en tu trayectoria.  Debo reconocer que tengo muchas ganas de leer tu último thriller.  Entre otras razones, porque tengo también raíces riojanas.  ¿Por qué crees que debo leer ahora «A merced de un dios salvaje»? ¿Qué resaltarías de este libro para convencerme de que es mi siguiente lectura? 

Me alegro infinito de que te gustase «Edén».

«A merced de un dios salvaje» también está concebida con ritmo de thriller cinematográfico. Hay crímenes, misterio, relaciones amorosas intensas…

Mientras redactaba, tenía siempre presente el precepto de oro narrativo: que el lector acabe cada capítulo deseando saber qué ocurre a continuación. Y sobre todo quería escribir un thriller psicológico en un escenario idílico como son los campos de la Rioja Alta, una pequeña comarca donde están muchas de las bodegas más emblemáticas de Rioja. Ese ambiente bello y al mismo tiempo misterioso, con calados subterráneos y cementerios de botellas, es cautivador.

12.-  Y la última pregunta está relacionada con el presente y con el futuro.  ¿Estás ya trabajando en una nueva historia? En caso afirmativo ¿nos puedes adelantar algo? 

Estoy trabajando en otro thriller que seguirá explorando los escenarios de La Rioja y el mundo del vino desde una nueva perspectiva.

Aunque lo que hemos de hacer ahora es celebrar la cuarta edición de «A merced de un dios salvaje» y darle las gracias por todo lo que me está haciendo vivir.

¡¡¡Un millón de gracias Andrés por tu atención, tu tiempo y tus respuestas!!! Me alegré muchísimo cuando aceptaste mi invitación y me pediste rápidamente las preguntas.

Y estoy completamente de acuerdo contigo, lo único que hace falta para escribir es amarlo, como para todo en la vida.